Este blog es un espacio para pensar, construir, deconstruir, analizar, meditar, cognocer, metacognocer, reflexionar, observar, interiorizar, exteriorizar, encarnar, criticar y trascender nuestros procesos de evaluación

viernes, 4 de diciembre de 2009

ESTRATEGIAS DE VALORACIÓN INTEGRAL DE LOS DESEMPEÑOS DE LOS ESTUDIANTES

La Institución Educativa Gustavo Matamoros D’Costa bajo el principio de que la formación de los niños, niñas y adolescentes debe ser integral, en un proceso en el cual no solamente se desarrolla el nivel cognoscitivo de los estudiantes, sino que de igual manera se debe potenciar su crecimiento humano en lo referente a unos comportamientos que en nuestra cultura se encuentran enmarcados por unos valores y además haciendo caso al punto 1 del artículo 12 del decreto 1290 el cual establece que uno de los derechos de los estudiantes es ser evaluados de manera integral en todos los aspectos académicos, personales y sociales, establece a continuación las estrategias de valoración integral que se llevarán a cabo en pro de la formación holística de nuestros estudiantes.[1]

Son estrategias de valoración integral todas aquellas herramientas que permiten a los miembros de la comunidad educativa fomentar el crecimiento humano de nuestros estudiantes y que se ven reflejadas en la valoración que sobre el comportamiento realizan los docentes.

Dicha valoración se evidenciará en el informe académico, que periódicamente se entregará a los estudiantes y padres de familia, a través de un juicio de valor y una nota cuantitativa (de uno a cinco) que indicará el desempeño que a nivel comportamental el estudiante demuestra.

Para tal fin los docentes tendrán en cuenta los ritmos de desarrollo de los estudiantes, los criterios de evaluación expuestos en el presente proyecto y los criterios expuestos en el proyecto de formación para la vida que el proceso proyecto de vida, del macroproceso Gestión Social y Humana, implementa en cada uno de los grados escolares, como herramientas principales para valorar los comportamientos de los estudiantes.

A partir de lo anterior y partiendo de un diagnóstico, cada director de grupo deberá plasmar en su plan de aula aquellos indicadores de desarrollo humano que trabajará con sus estudiantes, en la hora que para tal fin la Institución dispondrá.

Es de aclarar que dichos indicadores se deberán convertir en conductas observables que los estudiantes deberán manifestar y que con base a ellas el docente continuamente formará y corregirá, en un proceso de retroalimentación continuo, que finalmente lo llevarán a plasmar en un juicio de valor y en un número su apreciación, la cual se le entregará al acudiente para que co-ayude en la formación integral del estudiante.

Dichas valoraciones no solamente se verán reflejadas en el juicio de valor que para el comportamiento el director de grupo establezca, sino que además en cada uno de los juicios de valor que los demás docentes construyan para cada una de sus asignaturas, se deberá tener en cuenta dichos aspectos y para ello se podrán basar en los criterios de evaluación aquí planteados.

En el caso de que un estudiante no alcance los indicadores de desarrollo humano propuestos y evidencie conductas que atenten contra el bienestar de los otros y de la institución, se seguirán los procesos que para tal fin expone el manual de convivencia.

Como no se puede desconocer que hay comportamientos que pueden afectar los procesos de enseñanza y aprendizaje al interior del aula, el docente implementará estrategias que comprometan al estudiante a la buena disposición en las clases, entre las cuales se puede establecer la disminución o aumento en su nota definitiva de acuerdo con parámetros expuestos con anterioridad, los cuales estarán siempre bajo vigilancia por parte de los estamentos implementados para tal fin, quienes prestarán especial atención a cualquier tipo de queja que manifieste un estudiante cuando considere que se ha cometido una injusticia en lo que a este aspecto se refiere.



[1] Cfr. Decreto 1290: Artículo 3, punto2. Artículo 4, punto 3 y 9.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡Ánimo! deja aquí tu comentario.